Home » Cristo » Dios por algo te trajo aqui

Dios por algo te trajo aqui

Bendice a otros, comparte...Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on Twitter

Dios por algo te trajo aqui

Dios por algo te trajo aqui, para mostrarte un aspecto diferente de la Gloria del Señor, de su amor, de su compasión de su paciencia. El quiere que lo conozcas. El quiere ser conocido, esta expresión suena raro para algunos, pero cada uno de nosotros quiere dar nuestra mejor cara. Entendemos que cuando damos nuestra mejor cara, estamos mostrando lo mejor de nosotros, porque queremos ser conocidos de esa manera. Dios no quiere tinieblas, Dios no quiere oscuridad, Dios quiere ver nuestra mejor cara.

Te gustan los tonos para celular Cristianos? Si tienes Android ve aquí: TONOS CRISTIANOS

Dios por algo te trajo aqui

 El no quiere que conozcamos algunas cosas de Dios. El le dijo a Moisés. Voy a hacer pasar todo mi bien delante de ti, pero no te voy a dejar ver mi rostro. Porque si ves mi rostro te vas a morir, nada más  verás mi espalda.

Dios no te permite ver toda la revelación del mundo. Porque no somos capaces de procesar toda la revelación que El tiene, toda la inteligencia que El tiene, todo el conocimiento que radica en Dios, es demasiado para nosotros. Dios no nos permite que conozcamos, pero nos revela todas las cosas que quiere que conozcamos de El.

Dios manifiesta.

Exodo 33 versos 18 y 19, Moisés le dijo, déjame ver tu gloria. Moisés había visto el poder de Dios, había visto abrirse el mar y el pueblo pasó. Había sido usado por Dios para traer esas terribles plagas sobre Egipto para liberar al pueblo de Israel. Moisés conocía el poder de Dios, pero hay una cosa que Moisés no había visto y era la gloria de Dios.

Hay una diferencia entre el poder de Dios y la Gloria de Dios. La diferencia es que el poder de Dios es la manifestación de su potencia, de su autoridad y de su señorío, mientras que la Gloria de Dios, tiene que ver con su carácter.

Cuando Moisés le dijo Sr. Déjame ver tu Gloria. El Sr. Le contesta, voy a hacer pasar toda mi bondad delante de ti y delante de ti, voy a pronunciar mi nombre.

Bendice a otros, comparte...Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on Twitter

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *