Categorías
Cristo

Las palabras de nuestra boca tienen que agradarle a Dios

Las palabras de nuestra boca tienen que agradarle a Dios

Las palabras de nuestra boca tienen que agradarle a Dios. Pero he aquí la incógnita, que tipo de palabras son agradables para Dios. En primero lugar la gratitud, el no estar agradecidos por lo que Dios nos ha dado durante el trascurso de la vida o ya sea del día.

En Timoteo 6;8 dice; Así que, si tenemos ropa y comida, contentémonos con eso. Pero somos desagradecidos, algunos de nosotros Dios no has dado trabajo pero aun así no estamos satisfechos. A otros por otra parte les ha dado un caro nuevo pero aun así no son agradecidos y quieren otro. Tenemos ropa y existen personas que no las tienen y aun así no agradecemos a Dios por eso trapos que no nos gustan.Las palabras de nuestra boca tienen que agradarle a Dios

Por eso queremos que se tomen unos minutos solo para agradecerle a Dios por aquellas cosas que quizá para ustedes no son importantes. Pero hay que recordar que muchas personas no tienen un techo donde dormir. Incluso no tienen nada que comer o que vestir, cuando usted se suba a su carro agradezca que aún lo tiene. Porque cuando usted decida venderlo Dios lo bendecirá.

Agradecer a Dios

Es necesario agradecer a Dios incluso por ese celular que a veces da pena sacarlo frente a los demás simplemente porque es viejo. Ser agradecido por otro día más de vida que el señor nos ha otorgado.

La otra cosa que desagrada al señor es la queja, la murmuración. Esta es la tendencia que tenemos nosotros por no estar satisfechos por nada. Que si hace mucho frio o que si hace mucho calor. Ojo que por el pecado de la murmuración la nación de Israel no pudo entrar a la tierra prometida.

En lugar de ver lo bueno vieron lo malo, empezaron a murmurar en contra de Moisés y de Dios mismo.

Categorías
Cristo Hijos

Dios nos ha bendecido

Dios nos ha bendecido.

Dios nos ha bendecido, pero que triste sería que nosotros no pudiéramos transmitir o transferir la riqueza que tenemos para nuestros hijos. Cuando hablo de riquezas me refiero a la revelación que Dios te ha dado.

Dios nos ha bendecidoSi tú tienes la revelación, el entendimiento, la sabiduría, la conciencia. Dios te está diciendo que es tiempo de hacer una transferencia generacional de revelación y no es demasiado pronto.

Aún desde el vientre de tu madre puedes orar por tus hijos y aún cuando ya son grandes. Aún cuando ya estén casados, puedes seguir orando por ellos, transfiere a estos hijos, toda tu bendición.

Mis hijos.

Cuando estoy poniendo mis manos sobre mis hijos, digo, Señor te pido que solo lo bueno les pase, que ninguno de mis vicios se les pase, que ninguno de mis defectos se les pase, mas todas las virtudes y toda la herencia y toda la revelación que tú me has dado, que se les transfiera a ellos.

Pero para ver una transferencia generacional. Es necesario una Re-conexión generacional y la re-conexión empieza con la reconciliación que significa; El acto de causar que dos personas recuperen la amistad después de un desacuerdo.

Los padres siguiendo el camino de Dios.

Muchos padres tienen dificultades para hablar con sus hijos, de encontrar de que hablar, de encontrar el momento de la intimidad y no solamente hablar de lo cotidiano, pero buscando el camino de Dios es mucho mas facil.

La mayoría de las pláticas entre padres e hijos, tienen que ver con regaños, con tareas, con responsabilidades. Muchas veces es difícil encontrar temas de conversación que van más allá de dar órdenes. Cuando nos sentamos con nuestros hijos es posible que lleguemos a veces a pensar que estamos hablando en dos idiomas diferentes, por eso una reconciliación es difícil.